LAMASERIA Ejercicio 9º

Ejercicio 10EJERCICIO # 9 Ahora, aprovechando el rito anterior, continúa con este ejercicio. De la misma posición anterior, como tiene la cabeza metida debajo del pecho, en el ejercicio de lagartija, teniendo las manos quietas en su lugar avanza unos pasitos cortos hacia adelante, hasta quedar convertido en un arco humano, tal como esta en la figura 10.

Así, apoyado en pies y manos, con la cabeza metida debajo del pecho, formando un perfecto arco humano, puede y debe entrar en oración, pidiendo, suplicando, rogando, como ya he enseñado, a la Madre Divina por lo que más necesite.

Por debajo pueden pasar carros y carretas, porque debe formar una especie de arco humano. Ahora, después de permanecer un momento en esa posición de oración, baja un poco las rodillas, baja el cuerpo, levanta las manos y se pone de pie. Termina así el ejercicio.

Recuerde que con esa posición de arco humano, tal como lo ha hecho, se consigue que la sangre fluya a la cabeza y elimine toxinas, barra con linfas e irrigue todas las zonas del cerebro. Estos ejercicios son muy especiales para acabar con el estómago abultado. No sé por qué a la gente le encanta mantener la curva de la felicidad. Uno no debe tener jamás el estómago lleno de grasa; con este ejercicio, adiós panza. Samael Aun Weor

  • 1 voto. Media 5.00 de 5.

Añadir un comentario