Cuando ustedes oren

La oracionCuando ustedes oren, no hagan como los hipócritas: a ellos les gusta orar de pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos. Les aseguro que ellos ya tienen su recompensa.

Tú, en cambio, cuando ores, retírate a tu habitación, cierra la puerta y ora a tu Padre que está en lo secreto; y tu Padre, que ve en lo secreto, te recompensará.

Cuando oren, no hablen mucho, como hacen los paganos: ellos creen que por mucho hablar serán escuchados. No hagan como ellos, porque el padre que está en el cielo sabe bien qué es lo que les hace falta, antes de que se lo pidan.”  Mat. 6-5,8.

"Orar es platicar con Dios. Nosotros debemos apelar a Dios Madre en Nuestra Intimidad, si es que en verdad queremos desintegrar 'Yoes', quien no ama a su Madre, el hijo ingrato, fracasará en el trabajo sobre sí mismo.

Si al penetrar en el Santuario secreto que existe en tu íntimo y en comunión con la inteligencia Universal, mantienes deseos amables y bondadosos para con alguien, atraerás influencias y pensamientos idénticos a los que estás emitiendo. Arnoldo Krum Heller.

Realmente es necesario aprender a orar científicamente; quien aprenda a combinar inteligentemente la Oración con la Meditación, obtendrá resultados Objetivos maravillosos. Samael Aun Weor “Tratado de Psicología Revolucionaria.”Para ver el video de introducción a la Gnosis hacer CLIC aquí

Podemos leer en las sagradas escrituras en Mr 11:23  De cierto os digo que cualquiera que diga a este monte: “Quítate y Arrójate al mar”., y que no dude en su corazón, sino que crea que será hecho lo que dice, le será hecho” Mr 11:24 Por esa razón os digo, que todo por lo cual oráis y pedís, creed que lo habéis recibido y os será hecho.

NANAK: FUNDADOR DEL ISKISMO dice; Era Viernes aquél día, y al llegar la hora de la oración, encamináronse amo y criado a la mezquita. Cuando el Kari (sacerdote Musulmán) empezó las oraciones, el Nanab y su séquito se posternaron, según prescribe el rito mahometano, Nanak permaneció de pie, inmóvil y silencioso. Terminada la plegaria, el Nanab encarose con el joven y le preguntó indignado: “¿Por qué no has cumplido las ceremonias de la Ley? Eres embustero y farsante. No debías haber venido aquí para quedarte como un poste.”

Nanak replicó: “Os prosternasteis en suelo mientras que vuestra mente vagaba por las nubes, porque estabais pensando en traer caballos de Candar y no en recitar la plegaria. En cuanto al Sacerdote, practicaba automáticamente las ceremonias de posternación, al paso que ponía su pensamiento en salvar la borrica que parió días pasados. ¿Cómo iba yo a orar con gentes que se arrodillan por rutina y repiten las palabras como una cotorra?”

Confesó el Nanab que en efecto había estado pensando durante toda la ceremonia en la proyectada compra de caballos por lo que toca al Kari, manifestó abiertamente si disgusto y apremió con muchas preguntas al joven.

Añadir un comentario