Naves extraterrestres la conquista del tiempo

UniversoVamos a ser ayudados en grande escala. Necesitamos con urgencia esa ayuda, porque estamos totalmente fracasados. Muchas NAVES CÓSMICAS aterrizan ahora en la selva del Brasil, en el Sur de Argentina, etc. y en algunos otros lugares donde tienen aeropuertos secretos.

Algunos de esos tripulantes cósmicos suelen quedarse entre nosotros. Se equivocan quienes creen que las humanidades visitantes de otros planetas intentan destruirnos. Se equivocan quienes suponen perversidad en nuestros hermanos visitantes.

Es claro que tienen armas con las cuales pueden paralizar a hombre y máquinas. Es lógico que son invulnerables porque están bien armados y protegidos.

Si ellos quieren dominar este mundo lo harían en segundos, porque tienen armas especiales para hacerlo; también podrían destruir este planeta, hacerlo volar en pedazos, pero realmente no es eso lo que ellos quieren. Ellos no son destructivos, ellos respetan la vida; ellos no son los perversos terrícolas.

Nuestros hermanos visitantes sólo quieren ayudarnos y todos y cada uno de los habitantes de la Tierra debemos prepararnos para recibirlos. Actualmente viven en todas las grandes ciudades del Mundo habitantes de Marte, Venus, Mercurio, etc.; ellos estudian nuestros idiomas y costumbres con el propósito de ayudarnos.

Las Naves Cósmicas aterrizan en lugares apartados y a veces dejan algunos tripulantes de otros planetas, los cuales vestidos de paisanos transitan por las calles de Nueva York, París, Londres, etc. sin que nadie los conozca pues son muy semejantes en sus apariencias a nosotros, aun cuando muchos de ellos son muchísimo más hermosos y perfectos.

Son absurdas las fantasías de muchos autores que se imaginan que los habitantes de otros planetas tengan forma distinta a la del ser humano de la Tierra. Las facciones físicas y formas del cuerpo físico de todos los hombres del cosmos, es siempre semejante.

Resulta evidente que para llegar a cualquier estrella semejante al sol que nos alumbra, se necesita romper primero la barrera de la velocidad de la luz.

Dentro de tal barrera existe el mundo TRIDIMENSIONAL, romperla, trascenderla, equivale de hecho a penetrar realmente en la CUARTA DIMENSIÓN, esta última en si misma es el tiempo.

No es posible la conquista suprema del espacio estrellado, sin haber antes conquistado el tiempo.

Fuera de toda duda afirmamos en forma enfática, que la conquista del tiempo se hace imposible mientras permanezcamos encerrados dentro de este molde tridimensional de la vida, determinado por la velocidad de la luz. Samael Aun Weor

Hacer CLICK para ver el video sobre "Si hay vida extraterrestre"

Añadir un comentario